28/01/2020

Epidemias diversas


Las noticias sobre gripes, neumonías y epidemias diversas están a la orden del día. Sin embargo, no se habla de los espacios cerrados mal ventilados, de cómo mantener la temperatura corporal o de qué comer o no comer en estos casos.

El medioambiente juega un papel decisivo en el transporte de estos microorganismos. Por este motivo, crear atmósferas saludables debería ser el primer paso. Para ello, el uso de ciertos aceites esenciales en vaporizador o sprays ayudan a mantener un abiente saludable. El aceite esencial de romero, tomillo, lavanda, limón o bergamota, son grandes limpiadores del aire que nos rodea en una estancia.
Otros métodos como el incienso, la resina de copal, la mirra o el papel de armenia contribuyen a la creacion de atmósferas sanas en nuestro local de trabajo, oficinas, ambulatorios o en el propio hogar.

La alimentación también es importante. ¿Por qué unos cogen gripe y otros no? Evidentemente el sistema inmune es más activo y cuenta con mayores recursos en aquellas personas que no se contagian. Sin embargo, las que se contagian, ¿cómo pueden mejorar su situación?

- Los azúcares juegan un papel decisivo en la fermenación de los alimentos, lo cual es conveniente evitar. La fermentación influye negativamente en los procesos de regulación de la temperatura corporal, así como en el vigor físico. Se aconseja evitar los azúcares refinados, dulces, etc. La miel podría ser un sustitutivo, ya que se trata de un producto bacteriológicamente puro.

- Incorporar alimentos ricos en sustancias sulfurosas y cisteína. Esto se puede encontrar en el puerro, cebolla, ajo... Se aconseja hacer un caldo con estos ingredientes y tomar regularmente al gusto. También pueden consumirse en fresco. Sin embargo, los resfriados se combaten mejor con caldos. 
El huevo de codorniz, los rabanitos rojos, el jengibre y la col deberían incluirse también como alimento en la dieta durante la temporada de gripes fuertes.

Para aquellos que ya están en plena gripe, son muy útiles los tónicos amargos. Consideramos que la siguiente pauta puede ser de gran ayuda:

Yerbiol: 1 cucharada 
Thymus INM Herbalis: 30-40 gotas (niños: 15-20 gotas)
Malva G Herbalis: 30-40 gotas (niños: 15-20 gotas)
Modo de empleo en estos casos: verter la cantidad indicada en medio vaso de agua, remover y tomar 3 veces al día acompañando los alimentos. En caso de estar muy mal, puede aumentarse la frecuencia hasta 5 veces al día.  Si se desea, en vez de agua fría puede ser agua caliente o infusión de cualquier tipo.

Se trata de una combinación perfecta tanto para atender el proceso de recuperación, como para prevenirlo. Se pueden encontrar los productos en nuestra tienda >> KIT ALERGIAS <<

 

La naturaleza siempre tiene una mano amiga para sacarnos de procesos de difícil solución.

Volver al listado